miércoles, 29 de septiembre de 2010

Circo para la Victoria

En 2011, estos chicos votan.
Luchan por la patria socialista que la que San Martín y el Che soñaron, mientras nosotros gastamos energías en pelotudeces, como eso de querer llegar a fin de mes sin que nos rompan las pelotas. Se reúnen a reclamar por lo único que nos hace falta en la tierra de la abundancia: una Ley de Medios que le quite el poder a un puñado de empresas –a las que ridículamente le dicen Monopolio- para dárselo a otro puñado de empresas.  

Arrancaron a media tarde, como para llegar todos desayunados, y fue bien civilizado a excepción de un par de momentos violentos, como cuando cantó Ignacio Copani. No había necesidad, tengan algo de piedad. Podemos aguantarnos a los boludos que creen que convencerán a un solo ciudadano de no votar a Macri o Carrió con la mera imposición de una figura murguera caricaturizándolos. Somos capaces de tolerar a Andrea  Del Boca cantando el himno haciendo la V con los dedos. Hasta podemos soportar el nuevo peinado de Florencia Peña. Pero por favor, no sean sádicos. Copani, no, por favor, eso no.


Peinado Cabeza de Hongo, para ser sutiles
El espíritu de la concentración era altruista y con cero intenciones de presionar a la Justicia por parte del Ejecutivo. El hecho que estuvieran en la Plaza Lavalle el titular de la nueva Autoridad de Medios –Mariotto- el Diputado Kunkel, el Director del ANSeS y el capo del Gremio de los Judiciales, se debió a que querían proteger a los miembros de la Corte Suprema de la ira del pueblo, enfurecido y rondando en una marea de antorchas por las Avenidas de la Patria. Tan inconsistentes son las versiones de que fueron a presionar, que podemos citar el ejemplo de Mamá Hebe, que tomó el micrófono y dijo algunas palabras de aliento para los Ministros de la renovada Corte Suprema de Justicia:


¿Qué le vamos a decir a estos turros de la Suprema Corte?  ¿Qué le vamos a decir a los que hicieron posible la tortura y la muerte? ¿Qué le vamos a decir a los que apoyaron la dictadura militar? A la Suprema Corte, que no sé por qué Suprema y por qué Corte, que no sé por qué carajo están en un palacio, que se reúnen a espaldas de nosotros, que les pasan sobres con plata para asegurarles la vida de ellos y de toda su cría. ¿Qué le van a dejar estos turros a los hijos? ¿La herencia de la dictadura? ¡Que renuncien y se vayan si no quieren apoyar al pueblo! ¡Hay que arrancarle a esta Corte la decisión, que es nuestra! ¡Arranquémosela de la mano! Y, si tenemos que tomar el Palacio de Tribunales, tomesmoló. Y que mañana las tapas de Clarín y La Nación no vengan a decir que esto es violencia, la violencia la generaron ellos y estos que están ahí.  Mañana me cago en Clarín y La Nación, que digan lo que quieran.


¿No es divina? Definitivamente, se quedó en 1976. Seguramente, habrá algunos que sigan justificando cualquier aberración que diga Mamá Hebe, con el argumento de “a veces descarrila, pero se le perdona todo por lo que le ha tocado sufrir”. Son fáciles de ubicar. Son los mismos que hicieron mierda a un falso ingeniero al que le asesinaron a su hijo en un secuestro, bajo el argumento de que “la muerte de un hijo no te habilita a ser un viejo facho de mierda”. Respecto de su carencia de título de Ingeniero, no opino, porque considero que ha cometido un grave error: No hablar con el Rector de la Universidad de La Plata. En ese sentido, Cristina fue más viva.

¡Chancho Burgués, atrás, atrás!
Fue interesante la reacción de la audiencia en general, que aplaudieron el llamado a tomar por la fuerza el Palacio de Justicia y sacar un fallo de apriete, pero que tratan de Golpistas a cualquiera que ose faltar el respeto al Poder Ejecutivo haciendo preguntas tan básicas y pelotudas como qué onda con el aumento patrimonial de la Presi. Más allá de que nosotros sí sabemos porque le dicen Corte Suprema y por qué están en un Palacio, también nos hacemos preguntas similares a las de Hebe. Por qué le dicen Doctora a Cristina, por ejemplo.


Pero la gente festejaba, como Julio Piumato, Secretario General de los Judiciales de la Nación, quienes se sentían muy a gusto con el bolonqui en la puerta. Sobre todo porque no estaban. A esa hora de la tarde, en Tribunales hay tres policías, alguna Secretaría Penal de turno y muchas ratas comiéndose los expedientes.


Piumato es un personaje curioso que debería ser objeto de estudio. De 30 mil empleados que tiene -aproximadamente- la Justicia Nacional, sus afiliados no llegan a 3 mil. Un hombre que fustiga todo lo que tenga que ver con las Dictaduras y defiende la nueva Ley de Medios Audiovisuales, porque la vieja fue creada por un Gobierno de Facto. Si en vez de reclamar pelotudeces, se pusiera el disfraz de sindicalista serio y saliera a exigir la reconquista de la Ley de Enganche Salarial –también derogada por la Dictadura- tendría el Sindicato colapsado de afiliados y la Plaza hasta las tetas. En cambio, prefiere defender a un Gobierno que mira para otro lado y que viola –en todos los sentidos posibles- a la Justicia y, por ende, también a sus empleados.
Indignante. Kirchnerismo al Palo,
es un chiste que no se le hace a un cardíaco.


Esa es la realidad en general de la dirigencia que hoy se encuentra en funciones. Por conservar los contratos, más la seguridad del cajoneo de las causas, defienden al enemigo en común que les señalen. Porque lo más importante, es que las Corporaciones no manejen la agenda. Por eso, en el Senado se quieren empomar de dorapa a Filmus por votar otro proyecto de la Ley de Glaciares.


Por eso mismo, Cristina pone la jeta en actos de la Coca-Cola Company. Es por ese motivo, también, que cuando criticó al Reino Unido por la explotación petrolera en Malvinas y el riesgo de una catástrofe ambiental, hizo hincapié en que no se haya designado a British Petroleum, que si bien tiene el pequeño problema del derrame en el Golfo de México, “al menos tienen un respaldo económico” según palabras de la Presi. Que estas declaraciones se produzcan al mismo tiempo que Bulgheroni está haciendo lobby para quedarse con Pan American Energy –de British Petroleum- para luego ir por Esso y terminar creando una mega petrolera, debe ser pura coincidencia. Aunque nunca hay que olvidarse de los orígenes en las grandes ligas de la política como lobbystas petroleros.  




Parte de Viaje

Néstor se queja: "Ustedes descansan.
Yo la tengo que aguantar todo el año"
Justo el día que nos veníamos -ayer-, cumplimos con un rito que tenemos con Kirchner desde hace mucho tiempo y que es concurrir a una parrilla que está en Queens, que es donde viven muchos argentinos. Ustedes saben que se llama "Boca Juniors", miren qué amor debe tener el hombre para ir a una parrilla que se llama "Boca Juniors" siendo de Racing. Bueno, él va y siempre nos encontramos ahí con muchos argentinos y la verdad que es la primera vez que me encuentro con tantos argentinos con ganas de volver al país y la verdad, me da mucho orgullo, me da mucha alegría y, bueno, sigamos haciendo las cosas bien.





Miércoles. Creo. 

lunes, 27 de septiembre de 2010

Oratoria Internacional

Record de Convocatoria
Ante una audiencia apabulladora de 5 diplomáticos de países de nombres impronunciables -para no romper la costumbre de descollar en audiencia- Cristina dio su exposición ante la Asamblea General de las Naciones Unidas. Al igual que Pesadilla en Elm Street, la Presi se convirtió en una Leyenda Urbana, pero de los Traductores, quienes de boca en boca fueron agigantando el mito, con anécdotas de dudosa reputación que incluyen a trabajadores de la interpretación políglota que han terminado con Accidentes Cerebro-Vasculares luego de haber sido sometidos a una jornada de traslación lingüística de nuestra Primer Mandataria. Quizás ese fue también uno de los factores determinantes que hicieron que, en el discurso de Cris, estuvieran sólo los mozos, Timerman y tres diplomáticos que se equivocaron de puerta.

Tembloroso, el traductor confirmó que la leyenda probablemente fuera cierta ante la primera frase: Buenas tardes a todos y a todas. Nadie lo notó, pero fue reemplazado instantáneamente mientras convulsionaba. Quien lo reemplazó se sintió más a gusto, aunque sospechaba que la oradora no fuera la misma Cristina de otros años. El mito era un hecho. La persona que hablaba no podía ser la misma que veces anteriores decía que la Argentina no necesitaba un Plan B mientras el mundo se derrumbaba como una burbuja. No había chances que esa mujer fuera la misma que el año pasado daba cátedra a los países del primer mundo sobre cómo salir adelante de la crisis. Esta era otra persona, contando que la crisis global impactó en países emergentes, como Argentina. 

Algunos de los pocos presentes estaban con un Programa del Show, en el cual invitaban a presenciar a la única expositora que fue miembro de un Gobierno al que fustiga. La promesa se cumplió cuando empezó a criticar -como cada año- al Consenso de Washington que utilizó a la Argentina como Conejillo de Indias y a la fatídica década del ´90, década en la que integró las listas de legisladores que acompañaban a Menem en cada elección. Mientras el traductor se tranquilizaba confirmando que sí era la misma mina de años anteriores, el acomodador pensó que se iba a hacer la tarde, pero ante la magra convocatoria, no pudo agotar las bolsas de pochoclos acaramelados. El show era bueno, pero repetido.


Creemos además sinceramente que a la moneda no se la cuida únicamente desde una perspectiva monetaria, al contrario, creemos que el valor de la moneda de cada país está directamente vinculado a las posibilidades de crecimiento y generación de riqueza de cada una de esas economías y además a la distribución con equidad que de esa riqueza se haga, de modo tal que cohesionada la sociedad dé sustentabilidad a un modelo que no solamente puede ser económico sino que es esencialmente político. Instantáneamente, uno de la tercera fila envía un mensaje de texto preguntando si en Brasil ya se había ido Lula, le respondieron que no, y se sintió totalmente desconcertado mientras se fijaba la cotización del dólar en la Argentina, los índices de inflación y el costo de la canasta básica en proporción al salario mínimo vital y móvil. 

El asunto se empezó a poner más interesante cuando se refirió a las políticas ambientales, sosteniendo que no es justo que los países en desarrollo se hagan cargo del desastre ambiental que generan los países del primer mundo. ¡Te dije, boludo! refirió un oyente, mientras intentaba convencer a su compañero de que el Riachuelo queda en Buenos Aires, que todas las vertientes contaminadas provienen de fábricas argentinas y que el Ejecutivo Argentino no laburo ni con la intimación judicial proveniente de la mismísma Corte Suprema de Justicia.

Cómo era de esperar según el programa, Cristina comenzó a hablar de seguridad internacional. No mencionó la negativa del oficialismo a la propuesta de radarizar la Argentina. Tampoco habló de la agachada que le hizo el Gobierno Nacional a Chile al negarle la extradición de un criminal. En cambio, dijo que la Argentina tenía autoridad moral para hablar del conflicto entre Israel y Palestina por haber sufrido dos atentados contra la colectividad judía y, al mismo tiempo, exigió que Iran entregue a los sospechosos. 

Fue demasiado para la audiencia. Más allá de que haber sufrido dos atentados, da la misma autoridad moral para opinar sobre Israel y Palestina como la que da al Jefe de la Asamblea Vecinal a hablar de Políticas de Seguridad, fue bastante interesante que mezclara Israel con Palestina y el atentado a la AMIA para reclamar a Irán, cuando Argentina ni siquiera cumple con su par chileno -con quien nos une lazos políticos y comerciales- lo mismo que exige de otros.

Como broche de oro, encaró el reclamo al Reino Unido sobre Malvinas por el lado de la catástrofe ambiental respecto de la explotación petrolera, como si no se nos cayera la baba por el petróleo de la plataforma. Que es nuestro, es obvio. Que el Gobierno que más hizo por la industria petrolera descontrolada y las minas a cielo abierto, sostenga la preocupación por un desastre ambiental en la explotación de recursos no renovables, es un acto de hipocresía notable. Pero ese es el mayor problema de este Gobierno. No puede darle credenciales diplomáticas a los monitos de La Cámpora ni puede bancar con subsidios a los embajadores extranjeros.

En esta Asamblea de la ONU se dio una curiosa situación que demuestra que no sólo en Argentina estamos más al pedo que Ricardo Fort en Cocodrilo:  Designaron a la Embajadora ante los Extraterrestres. Lamentablemente para nuestro orgullo, el cargo no recayó en nuestra mandataria. Querían a alguien que no confundiera a los ilustres posibles visitantes al punto de llegar a suponer que en el tercer planeta desde el sol, los habitantes son seres de aleación biológica-siliconada.



CRIS EN TWITTER

Un  par de párrafos aparte, se merece el rol de Cris en Twitter. Como la actividad diplomática no daba para mucho y como viajó acompañada de Néstor, la Presi estaba al pedo de la vida y se mataba el tiempo boludeando en twitter. Venía todo bien, contando gansadas de la vida cotidiana, hasta que se enteró de una medida cautelar respecto de Fibertel. El acto judicial fue en favor de los clientes, sin embargo, a Cris le pegó como si hubieran canonizado a Magnetto. Otra vez… Otra medida cautelar ¿Adiviná a favor de quién? ¿San Martín, Rosas o Magnetto, CEO de El Monopolio Clarín? Acertaste es Magnetto!!. Un comentario de este tipo, de parte de la Presidente de la Nación, no me digan que no sirve para entender el poder intelectual de quienes consideran que ella es una persona con un poder comunicacional único y una capacidad política superlativa.


Es como si tuviéramos una justicia para El Monopolio y otra para el resto de la sociedad, sean empresas o ciudadanos. La igualdad ante la justicia, la seguridad jurídica y el rol del Estado… bien gracias. Eso es solo para los otros. Disparó, para finalizar con una prueba irrefutable de sus conocimientos jurídicos: ¿Habrá que recurrir a tribunales internacionales para que las cosas vuelvan a ser iguales para todos en la Argentina?. Una divina. Le metieron en la cabeza la idea de juzgar a los iraníes en un tercer país y quiere llevar un conflicto contencioso administrativo interno a un Tribunal Internacional. 



EN QUE SE VA LA NUESTRA

El Metro es Top, no como el Subte
porteño, lleno de Argentinos.
Flor Key sacó lo mejor de sus padres. La tilinguería de la buena vida de la madre y las ganas de que lo banquen otros del padre. Luego de haber hecho de las suyas en el La Salle de Florida, de usar el avión presidencial para salir de joda con las amigas a otras ciudades y de llevarse a la custodia de la federal para salir de joda a los boliches de Mar del Plata, sin preguntar si los tipos tienen familia o, al menos, ganas de salir a cuidarle el orto a las 5 de la mañana en Sobremonte, se dio cuenta que su vocación es el cine. Y que su vocación no sería la misma si no estudia en la Academia de Nueva York. Vive sola en un departamento de Manhattan que le bancan los padres. Para triunfar en la vida, tiene que hacerse de abajo. Un allegado de ella sostiene que disfruta de salir a la calle sin que la conozca nadie. Como si en Buenos Aires se parara el tránsito cada vez que sale a la calle. Otro ejemplo de las bondades del modelo de redistribución con matriz diversificada.




Lunes otra vez sobre la ciudad. Cuesta.

jueves, 23 de septiembre de 2010

Memorex

Tenemos una Presi 2.0. Anda twitteando con Chávez, cuenta su vida a toda hora y hasta le pintó la onda blogger. Se le ocurrió que era una buena idea escribir un texto para el blog de Aníbal Fernández, y así lo hizo. Tuvo sus pros y contras. A favor, escribiendo dice las mismas pelotudeces que en vivo y en directo. En contra, un puñado de boludos le creen y aplauden.

Pero tengo que felicitarla por el coraje. Se la agarró con Julio César Strassera por su rol en la Dictadura. Y lo bien que hizo. Porque siempre quedan trapitos para sacar al sol y este era uno de ellos. Con lengua bruta y prolífica, nos contó a todos y a todas que Strassera, cuando era Fiscal, no dio su visto bueno para la libertad de Jorge Cepernic, Gobernador de la Provincia de Santa Cruz. Con memoria selectiva y olvido aún más selectivo, se preguntó cuántos argentinos y argentinas habrán corrido la misma suerte.  Bien por la Presi, la felicito. Sólo que yo también me hago preguntas.

Me pregunto cuánto habrá hecho ella por los Derechos Humanos de los Argentinos y Argentinas que eran secuestrados, torturados, asesinados y desaparecidos, mientras ella estaba en otra. Me pregunto cómo hizo para recibirse de abogada en la Universidad Nacional de La Plata en 1978, como dice que hizo. Me pregunto qué hizo ella, con título en mano, para luchar por la liberación de, como a ella le gusta llamar, sus compañeros.

La misma pregunta me cabe para Néstor. Me pregunto cuántos le deben la libertad, la vida o al menos la dignidad de que alguien se calentó por ellos cuando estaban privados de su libertad. Me pregunto si la explotación de la usura bajo el amparo de una ley dictatorial, era una forma encubierta de luchar por los Derechos Humanos. No paro de cuestionarme si su rol de Apoderado de la Fiscalía de Estado de la Provincia de Santa Cruz en plena Dictadura, era una forma de infiltrarse en las filas enemigas para pelear por la reinstauración de la democracia. Me interrogo a mí mismo si tiene algún tipo de relación que se haya recibido en plena Dictadura -siendo el militante activo que dice ser- con que le hayan dado la función pública que ostentó, siendo un abogado recién recibidito. Me pregunto cuántas casas expropiadas habrá usufructado para devolverles el dinero a quienes perdieron todo en la desesperación económica.

Cuando los Argentinos éramos Derechos y Humanos.
Lamentablemente, yo tampoco encuentro respuesta. Sin embargo, me alegra que Cristina le haya dedicado unas palabras a "un peronista de ley" como ella le gusta llamar a Jorge Cepernic. Me alegra, porque es otro factor que pinta de cuerpo entero qué es lo que ella entiende por ser peronista. Cepernic era uno de esos garcas que utilizó el bondi del Peronismo para llegar al poder y después, cuando el Teniente General ya estaba en la Presidencia nuevamente, no sabía de qué disfrazarse. Aliado de la Tendencia, era uno de los Gobernadores rebeldes, de esos que hacían que Perón, en plena lucha contra la subversión, se montara en un huevo con cada medida que tomaba. Tan Peronista era que le pidió la renuncia al Vicegobernador de la Provincia de Santa Cruz, militante activo de la ortodoxia justicialista y bancado por la CGT y el propio General, además de haber sido elegido por el pueblo. Después vendrán aquellos años en los que, en pleno bardo, se separa del Justicialismo para hacer su propio frente, termina enfrentado con la Presidencia -ya en manos de María Estela Martínez de Perón- y, finalmente, cuando se produce el Golpe de Estado, es depuesto y, más tarde, encarcelado. Y acá es donde me surge otra pregunta. ¿Qué habrá opinado Cepernic del "Isabel Conducción" que utilizaban los jóvenes Néstor y Cristina?



Pero la semana tuvo de todo, en cuanto a verborragia presidencial se refiere. Arrancó el lunes hablando en la Biblioteca Nacional. Allí enfatizó que millones de argentinos aprobaron el relato de la historia que el Gobierno ha pintado en los últimos años, al lanzarse a las calles a celebrar ese relato en los festejos del bicentenario. Y les juro que no es joda. Como tampoco es joda que dijera que esta gestión demostró que se puede hacer política y economía al mismo tiempo, que se puede gobernar desde los números. Finalmente, entre tantos pasajes memorables, disparó sin anestesia que el canal infantil Pakapaka es un gran logro de la gestión, "porque a mí, Mickey Mouse me gusta mucho, pero creo que necesitábamos ratones nacionales, cabritos, llamitas, qué se yo...cosas que hacen a la cultura e identidad nacional".

El martes, estuvo en Morón inaugurando obras. Martín Sabatella estaba más contentos que puto con dos culos ejerciendo su rol de independiente político-lameculos kirchnerista, mientras Cristina aprovechaba el acto de anuncio de obras de urbanización en el barrio Carlos Gardel, para recordarles a un montón de personas que no tienen la más puta idea de cómo funciona el aparato del Estado, que sólo los políticos pueden gobernar y que los economistas y empresarios no saben nada de como se administra el Estado. 


Cuatro Generaciones Familiares se reunen en la Carlos Gardel para charlar con Cristina, Néstor y Sabatella sobre el rumbo del Modelo de Crecimiento de Matriz Diversificada.


Sin embargo, lo más lindo de la semana lo dijo ayer, en la inauguración de una planta de Coca Cola en La Matanza. Gracias, muchas gracias a los de los tambores y las tamboras también, arrancó la Presi, para luego halagar a la Coca Cola, que no es una cooperativa de trabajo, sino una transnacional, el símbolo del capitalismo yanki por excelencia, la marca cultural que han impuesto los norteamericanos en cada uno de los rincones del planeta. En otras palabras un poco más hirientes para los monitos kirchneristas de siempre, una auténtica corporación imperialista. 

Lo bueno es que no rompió la rutina semanal. En la Biblioteca Nacional habló de los aviones comprados a EMBRAER para Aerolíneas Argentina; en EMBRAER charló sobre las bondades del plan de escuelas; en el lanzamiento del Plan de Escuelas, habló sobre el Instituto Nacional de Cine; y en la Coca Cola, les contó a sus directivos que iba a inaugurar una salita de atención médica en el Mercado Central, con ginecólogos inclusive. Precioso.

Jóvenes Despreocupados por el Régimen Marcial dan el Ejemplo
Pero la Prensa no le da bola. Abúlicos, totalmente en otra, pajerizados al extremo, dedicaron la semana a hablar del desastre de la juventud en los festejos por la Primavera y sobre la Policía Infantil en la Provincia de Chubut. Porque, que exista una policía infantil en Salta o Misiones hace dos décadas, a nadie le importa, lo que vale es que descubrieron la de Chubut gracias a YouTube. Entre los argumentos del horror, he escuchado boludeces que iban desde "la tendencia inculcada para ejercer la profesión policial". Como si fuera una incitación a la delincuencia. Como si un Industrial no fuera una tendencia a elegir una carrera técnica. Como si los padres no hubieran prestado su consentimiento. Más allá de eso, hay que reconocer que ver a chicos debiendo obediencia a sus superiores jerárquicos, mientras utilizan un uniforme para hacer trabajos solidarios, entre otras pelotudeces, es bastante indignante. Por suerte, tenemos una institución internacional que protege a nuestros niños de estas aberraciones, como los Boy Scouts.


En cuanto al bardo primaveral en sí, no tengo intenciones de echarle la culpa a nadie. Lo que hacen los más chicos, no es muy distinto de lo que maman en todos lados. Lo único que aprenden es cuáles son algunos de sus derechos. Desde este humilde espacio, propongo que se incluya en la curricula de la Secundaria alguna materia referente al Derecho Penal. Es una forma de profundizar los conocimientos respecto de sus derechos, pero al mismo tiempo empezar a enseñarles obligaciones y lo que les puede pasar. El resto, es olvidarnos de que alguna vez fuimos jóvenes, barderos, y jugábamos al límite con lo que teníamos a mano. Antes, era un disco de Pastoral o Vivencias. Hoy lo es el paco. El efecto es el mismo, todos producen daños cerebrales irreversibles.




Jueves. La Presi se fue a Nueva York a gastar de la nuestra, comprarse un par de vestidos, hacerse medir el aceite y, si pinta, mostrar sus dotes de oradora en la Asamblea de las Naciones Unidas. Hay material para rato.

jueves, 16 de septiembre de 2010

Vamos por Más


Cristina, Cabandié y Casper

De todo se desprenden grandes novedades. Un grupo de pilotos de automovilismo que quieren guita fácil para mantener el capricho de seguir corriendo, les alcanza con putear a Clarín para que 678 sea el nuevo sponsor de sus vehículos. No está nada mal. 678 se ha convertido en una marca al estilo ACME. Aparentemente, se dedica a muchas cosas, pero todas son pedorras.

Lo bueno de 678 es que ha cumplido el sueño de un puñado de abúlicos cívicos, personajes detestables del común de la sociedad. Esos que se pasaron toda la vida diciendo que no creen en la política, pero se mueren por figurar. Son los mismos que no tendrían las pelotas de defender lo que creen que les corresponde si no tuvieran todo el aparato de un Gobierno defendiéndolos. 678 les permitió sentirse militantes, con banderas, bombos, cantitos y un lugarcito en el Luna Park para presenciar una obra de teatro que simuló ser un acto partidario.

Probaron varios colores. Quedó el blanco angioplastía.
El Luna Park fue fantástico. Una puesta en escena que ni en una película yanki se podría concebir. Tenía todos los ingredientes. Militantes que cantaban la Marchita de los Muchachos Peronistas con las mismas ganas que un chico de tercer grado canta la Marcha de San Lorenzo y con la misma noción de qué carajo están cantando. Un tipo que hacía tres días estaba entre la camilla y el cementerio, de golpe estaba sentado en el escenario del Luna. La idea era mostrarlo vigente. Entre el color de piel más cercano a un Sachet de Leche que a algo humano y la cara de orto de saber que no va a poder tomar más Viagra en la vida, hay que reconocer que era una escena muy entretenida.

La comedia continuó, Juan Cabandié repartía pen drives entre algunos militantes, Aníbal Fernández saludaba a todos y cada uno de los que se le acercaban y los chicos se ponían como locos. Se escucharon cantitos contra Macri por la toma de las sedes educativas en Buenos Aires, aunque el 100% de las facultades y secundarias Nacionales -que también están tomadas- dependan de la Nación. "Néstor no se murió, Néstor no se murió, que se muera Magnetto la puta madre que lo parió" no prendió mucho entre la gente.

El momento de la oratoria del Tótem de Colágeno que tenemos por mandataria, tuvo sus altibajos:  iba desde la euforia inexplicable hasta la histeria abierta. No tuvo piedad con nadie al decir que ella es Clase Media, mientras los presentes aplaudían la frase, sin ver los 50 mil dólares que tenía puestos la oradora. El contador de "Soy Abogada" no alcanzó las estadísticas de la exposición en cadena nacional sobre Papel Prensa, pero anduvo cerca. La actuación alcanzó su punto cúlmine con la autoponderación de militante peronista y el grito de guerra "Hay que poner más huevos".

Néstor iba a hablar, pero no lograron sacarle la máscara.
Lo interesante es el mensaje que puede darle a la Juventud. Cristina, en este sentido, es coherente. Ella, cuyo concepto de militancia juvenil pasó por gracharse a cuanto Rugbier se le cruzaba, en el marco de un trauma de ser una mina de barrio, y rajarse al sur cuando las papas quemaban, le hablaba a un grupo de pibes con un desvarío ideológico importante y que reivindican la lucha contra el autoritarismo, siempre y cuando cuenten con la custodia de la Policía Federal.


Positivo: Mucha juventud, muchos culos apetecibles. Poco faso, aconsejable para los que no están acostumbrados.

Negativo: Mucha juventud y muchos culos apetecibles hacía que, al ver a Cristina, la gente se asuste. Poco faso, difícil de digerir el discurso en ese estado.




Convocando multitudes.

Respecto de Aníbal Fernández y sus declaraciones fuera de órbita, hay que reconocer que está más sacado que nunca. Su exposición en la Cámara de Diputados, dónde se cruzó con la Diputada Gil Lozano, acusándola de conspirar contra el Gobierno al recurrir a foros internacionales, no es un invento de Fernández. En 1978 le decían "Campaña Antiargentina".

Sin embargo, el Jefe de Gabinete no tuvo tapujos en decir que la inseguridad en la Argentina ha bajado, amparándose en la merma en las denuncias. Utilizó el mismo mecanismo que utiliza el INDEC para medir el desempleo. Si no se está en la busqueda de empleo, no se es desempleado. Si no se denuncia, el delito no existió. No importa si te inflaste los huevos de tener que tomarte el día para hacer una denuncia en una Comisaría, obviamente al pedo porque nada podrán solucionarte.

Bigote entró en calor y tanto se le aceitó la boca, que al día de hoy sigue hablando, al extremo de llegar a acusar a esta Corte Suprema de Justicia -compuesta durante la gestión de Néstor Kirchner- de ser golpista por obligar al Gobernador de Santa Cruz a que reponga en su puesto a un Procurador echado por Kirchner. Los argumentos de la Corte son lógicos. Más lógicos son los de Aníbal. ¿Cómo pretenden que se saque a un Procurador puesto por Kichner y se lo reemplace por otro expulsado? Obvio, son todas paparruchadas de gorilas cipayos pagos por Magnetto.

Gastan millones de dólares en financiar programas de Televisión de poca audiencia, en donde no logran convencer a nadie y que sólo es visto por quienes no cambiarían nunca de posición a esta altura del partido -oficialistas y opositores. Despilfarran guita de la nuestra en cualquier propaganda necesaria para publicitar cosas que salen más baratas que la misma campaña propagandística. Financian con fondos del erario público actos que ni siquiera son partidarios, sino autocráticos.


Lo que la guita no puede conseguir es que la gente los quiera. Las ideas se agotaron y lo único que quedó es llegar al populismo de intendente de conurbano, poniendo cartelitos de obras públicas con la foto de Cristina formato Stencil. Como verán en la foto a continuación quedan muy vistosas, sobre todo cuando se anuncian cloacas.


Para una obra que trata sobre la mierda ¿qué mejor idea que un cartel así?

Lo que me preocupa es el futuro psicológico de los votantes. Bastante tienen con aguantarse a la Presi en Cadena Nacional cada vez que tiene la autoestima baja, como para encima salir a la calle y verla dibujada sobre carteles, cual alusinación. Pero a no desesperar, que podría ser peor...




Jueves. Disfrutemos lo que les queda de show.

martes, 14 de septiembre de 2010

Manual para el Oficialista 2010




Queridos Monitos y Monitas, Saltarines y Saltarinas de la Patria.

Estamos viviendo momentos de cambio y, ante la carencia de bajadas de línea eficientes y veloces, desde este humilde espacio nos tomamos el trabajo de acercarles una guía para poder sobrevivir lo que queda de joda.

1.- Debe adaptarse al entorno. No es lo mismo estar sentado al lado de un Radical Alfonsinista que de uno Cobista. El primero es un digno rival. Llega por herencia de apellido, no tiene idea de la gestión pública y hasta ahora no tiró una propuesta de Gobierno. Hasta genera cierta melancolía hacia lo que fue la campaña presidencial de 2007. El otro es un cerdo traidor que confundió la investidura del cargo con la capacidad de decir lo que le venga en gana. Es como Victoria Donda o el cerdo facho de Solanas, que vienen a cuestionar las bondades del modelo. En el hipotético caso de cruzarse con un Peronista anti kirchnerista, dígale que es un chancho burgués, que FAR, FAP y Montoneros son nuestros compañeros y que no necesitamos de sus anécdotas de viejo gorilón mientras tengamos a Hebe de Bonafini, Estela Carlotto, Juan Cabandié, Daniel Filmus, Carlos Kunkel y Luis D´Elía de nuestro lado. Si le pide el carnét de afiliación, dígale que Carlos Heller no lo tiene y sin embargo fue candidato. Ante la posibilidad de que le recuerde de que Perón declaró la guerra a la subversión, dígale que era un títere de las corporaciones y que si Evita viviera, sería Cristinista.

2.- Es probable que se sienta desalentado por la marcha de las encuestas. A no desanimarse. Sugerimos que empiece a abrir el paraguas de a poquito, como ya están haciendo varios compañeros. Dependiendo de la información que maneje su interlocutor, puede seguir hablando tranquilamente del 40%. En caso contrario, es conveniente que empiece a posicionarse como primera fuerza opositora. No será el primero en hacerlo.

3.- Prepárese para la improvisación. Años de idas y vueltas, panquequeadas en el aire, avances y retrocesos ya tienen que haber generado algún proceso de automatización en su precaria oratoria. Próximamente deberá justificar la posible fórmula presidencial para el 2011. No va a ser fácil tener que defender la transa de Sabatella, la inútil de Marcó del Pont o el neofelpudo Segito Massa. No espere a saber si Néstor sigue en marcha o termina con la chata incorporada. Si no bajan órdenes, improvise.



Pérsico ya está entrenando con su Grupo de Choque. ¿Vos que esperás?



4.- Cualquier cuestionamiento hacia las políticas de este Gobierno, diríjase sin ánimo de cansar hacia los informes de TVR, 6,7,8 o Duro de Domar -no importa cuál de los tres, el informe será el mismo- o alguna tapa de Tiempo Argentino, Revista 23 o pasquines similares. Sin embargo, no abuse. Recuerde que los únicos que pueden tolerar un año entero escuchando todos los días de la semana, informes sobre Clarín, Macri y Carrió somos quienes conformamos esos 2,1 puntos de rating que cosechan esas emisiones televisivas. Así y todo, siempre que se sienta en una encrucijada, diríjase a la Salida de Emergencia: todo es culpa de los militares.

5.- Ante cualquier medida que no genere impacto populista, lo mejor es vincularla con la dictadura (Véase Punto 4). En caso de ser cuestionado con argumentos aparentemente irrefutables, mostrar leve exaltación, poner media sonrisa de costado y, buscando complicidad en alguien del entorno, responder con alguna burrada sacada de contexto.

Ejemplo: 

A: Pero el Código Civil fue reformado por Onganía y nadie lo revisó todavía.


B: Eh, tas mostrando la hilacha, gorilón. Falta que digas que con los militares estábamos mejor, facho.


Como podrán apreciar, con este fácil latiguillo podrán escapar a cuestionamientos molestos, que podrían derivar en por qué no demolemos la mitad del Estadio Monumental, o por qué no hacemos una murga en la Autopísta 25 de Mayo, un Carnaval Carioca en la Perito Moreno, una Feria de la Cultura Latinoamericana en el Parque de la Ciudad o un Museo de la Memoria al Aire Libre en la Reserva Ecológica.

6.- Hay una actitud que ya hemos empezado a notar en varios transeúntes de la vida de la mediocridad. Es un comportamiento bastante original y muy loable para aquellos sujetos que tienen un freezer de frigorífico entre las costillas. Cuando se refiera a alguna medida del Gobierno Nac&Pop, hágalo en terminos de ambivalencia.

Ejemplo:

-Este es el Gobierno menos malo desde la vuelta de la democracia. Así y todo, hizo muchas cosas con las que no estoy de acuerdo. 

Ya lo habrán observado en estudios de campo. En algunos casos esta actitud es una cualidad  innata, por lo cual podríamos llega a hablar de un instinto de supervivencia no muy distinto de la ameba que se aleja a tiempo de las corrientes que la llevan hacia aguas que no son de su agrado.



Siguiendo estos sencillos tips, el camino hacia la liberación nacional sigue siendo un hecho. En caso de no encontremos el GPS, siempre que haya seguido al pie de la letra cada uno de estos consejos -sobre todo el Punto 6- podrá sobrevivir sin mayores sobresaltos y reacomodarse ideológicamente luego de 2011. Cómo lo ha hecho hasta ahora.




Martes. En el país donde Florencia de la V es una estrella, el travestismo político es un deber.

miércoles, 8 de septiembre de 2010

Jugando con el Señor Televisor

Como atender los asuntos de Gobierno es un embole y, además, le contaron que genera constipación, Cristina se puso a boludear con el control remoto. El problema no es el crecimiento de los precios, ni la falta de garrafas de gas, ni la inseguridad, ni como se les cagaron de risa por el show que ellos solitos armaron por Papel Prensa. 

Hace un tiempo, Néstor se preocupó por la infelicidad de la gente y, lejos de pensar en factores económicos, supuso que era por una falta de cultura, así que les puso el Canal Encuentro, para que vean la historia argentina contada por Felipe Pigna y un ciclo de entrevistas botánicas, en las que el vegetal Filmus reporteaba a distintos presidentes de Latinoamérica. Más adelante, se quedaron atónitos por la gente que andaba amargada y, como la inseguridad es tan solo una sensación, dieron por sentado que se debía a la falta de un canal infantil pago por el Estado. Así es como lo que comenzó siendo un programa infantil en Encuentro, termina convirtiéndose en un canal propio. Su nombre es bien sutil: PKPK.


De 0 a 5 minutos con la Presidente, perdés por goleada en tu debut como Campeón del Mundo. Más de 5, te crece un enano de jardín en el recto.



Con el paso de los meses, entró la preocupación por la difusión de las noticias y TN pasó de ser aliado a ser Todo Negativo. Sus periodistas progresistas, pasaron a ser empleados del mes de Magnetto y, netamente, fachos golpistas. Como C5N no alcanzaba, nació CN23, bajo la dirección de Szpolski. Pero nada cambió. Así fue que creyeron que la verdad de la milanesa para alegrar a la gente se encontraba en la Ley de Medios de Radiodifusión. Las propagandas de dibujitos animados en las que se mostraban a los coyas extrañados porque les mostraban un grupo cantando en inglés, fueron la muestra de qué entendía el Gobierno por felicidad. No se trata de conservar la cultura local, sino de ocultarles las bondades de lo que se puede conseguir en otras ciudades, no vaya a ser cosa que se pregunten por qué ellos no.

Pero el Gobierno seguía sin levantar la imagen. Entonces se pusieron en valientes y salieron a defender los derechos de los putos de mierda, esos a los que bardearon y menospreciaron desde siempre. Pero pasó algo raro: Muchos festejaron la Ley de Matrimonio Igualitario, pero siguen puteando al Gobierno.

“La gente reclama más justicia” dijo un boludo y muchos boludos se convencieron de que así era y que lo mejor sería encargar a otros boludos que hicieran prensa sobre esta boludez. Así fue como muchos boludos se sumaron a artistas boludos, agrupaciones boludas y periodistas boludos a festejar la nueva cruzada boluda. No resultó. Papel prensa le importa a la gente menos que la incógnita de qué será de la vida de Carlos Fernández.


Missing Kirchnerist solicita cualquier información sobre el paradero del sujeto de la foto. Dicen que fue Ministro de Economía. 


Fue entonces que apareció uno más boludo que la media –un boludo superdotado- a quien se le ocurrió que era buena idea que la Presidente –cuya imagen anda por el piso- interactuara con la comunidad, abiertamente y en Twitter. La cuenta fue verificada como cuenta oficial y desde entonces, no paran de bloquear gente. Otro montón de oligofrénicos –quedaron fuera de la Licenciatura en Pelotudez Oficialista- salieron corriendo a abrirse un Twitter. Si, una cuenta de Twitter, la misma red social que hasta hace una semana era una herramienta de oligarcas.

Finalmente, luego de mucho darle vueltas al asunto, Cristina descubrió el problema de la infelicidad de la sociedad. No encuentran al Club de la Buena Onda. No se trata de que estén cerrando frigoríficos, no pasa por la sensación de que la inseguridad nos está cogiendo. El pueblo no es feliz porque no encuentra Canal 7. Problema resuelto, ahora estará entre Canal 13 y Telefé. De este modo, el 11 lo movemos al 10, el 13 al 12, el 7 al 11, el 23 al 8, el 26 al 7, el 2 al 9 y el 9 al 13. Todo para que, aquellos que no les gusta ver el totó de Jessica Cirio, con un simple botón puedan ver la cara de Barone.

Como esto no es suficiente y en Argentina no pasa nada, también reordenaran la grilla de los canales infantiles y la de los deportivos. Desde este humilde espacio sugerimos que, ya que están tan al pedo, si quieren que 678 sea visto por alguien, colóquenlo entre los pornos, así hay una vía de escape rápida para cuando estamos mirando a escondidas.




Miércoles. Silencio, Cris está mirando Utilísima.

miércoles, 1 de septiembre de 2010

After K

Cuando en 2003 eran todos miembros de la Cofradía de la Felatio Kirchnerista, el boludo que suscribe ya estaba en la vereda de enfrente, tildado de inconformista y rompe pelotas por sus propios compañeros. Cuando todos hablaban del perfil progresista de este Gobierno, éramos tres gatos locos los que nos preguntábamos en voz alta si un tipo como Gustavo Béliz, Opus Dei proveniente del menemismo y posterior aliado de Cavallo, era un tipo con conciencia social. No éramos muchos los que suponíamos que Lavagna no era precisamente un tipo de perfil socialista, como tampoco abundaban los que nos preguntábamos si Alberto Fernández, luego de haber sido un pichón de Domingo Felipe, ahora se había convertido en un tipo sensible.



Toda una tarde de fotos y esa es la que mejor salió.


Formaba parte de ese reducido grupo de personas que, tal como define un amigo mío, nos manifestamos antikirchneristas el mismo día que Néstor dijo que se lanzaba a la Presidencia, mucho antes de que clasifique para el repechaje. Con el paso de las semanas, ya sumábamos unos cuantos, y recién arrancaba. Porque muchos, provenientes de otros partidos, si bien no lo votaron, decían que no era tan mala gestión. No era para menos, ver actos de reivindicación a luchas ajenas, como metodología para lavar culpas propias, enseguida sonó a cortina de humo para hacer fiesta.

A los que conocemos la historia, nos subió un poco la temperatura al ver como arriaban la bandera argentina e izaban un estandarte rojo con el rostro del Che Guevara. El argentino con memoria, ya lo había visto en otros pasajes menos gratos del túnel del tiempo. Cuando vimos a Béliz mostrando una foto y los datos personales de un agente de la SIDE, nos pareció que además de soberbio, es muy inocente. El día que D`Elía tomó la Comisaría 24, creímos que se le acababa la joda al bardero número uno, pero al toque lo vimos designado Subsecretario de Tierras y cortando alambres a campos.

Pero si este Gobierno es dinámico en algo, lo es precisamente en la construcción veloz de cagadas. Acá es la lógica de un clavo, saca otro clavo. Una cagada, tapa otra cagada, y así sucesivamente hasta que se entra en el terreno de la vergüenza. Y aunque muchos digan que de tanto pegarse con Chávez, esto se ha convertido en un Gobierno en ese eje, ni para tremenda payasada les da la altura. No tenemos ni el petroleo berreta, ni el poder armamenticio de Venezuela. Acá se hacen los porongas con un monopolio local, favoreciendo a otro monopolio de capitales extranjeros; se enorgullecen de expropiar una empresa de capital español –Aerolíneas Argentinas- y hacen lobby con la Barrick Gold. Recuerdo de algunos argumentos de hace un par de años respecto de Marsans. Los españoles siguen llevándose riquezas de argentina, Patria sí, Colonia no. Lo curioso es que, en plano Siglo XXI hay una empresa extranjera que hace lo mismo que hacían los españoles hace 4 siglos sin que nadie patalee. Llevarse el oro y dejar la peste.


Contratos sí, Colonia no.


Ahora Leuco es opositor, Tenembaum se pregunta qué les pasó, Victoria Donda dice que esto no es un Gobierno de Izquierda y Miguel Bonasso sostiene que mientras a él lo buscaban para hacerlo pedacitos –supongo que haber utilizado su rol de funcionario de Cámpora para pasar información, pasar a la clandestinidad con los Montoneros y estar vinculado al ataque a un regimiento en Misiones influyó en algo- Néstor Kirchner hacía plata con la usura.

Uno entiende que reemplazar a un tipo como Lavagna por Micelli, fue un punto de partida de un tornado que terminó dejando afuera a tipos interesados pero medianamente capaces, o que sabían disimularla muy bien, y llegamos a este momento en el que hay que darle lugarcitos en el Gobierno a los muchachos de La Cámpora para ver si nos queda alguien fiel. Es un claro reflejo de lo que terminó siendo esta gestión, que arrancó luchando contra el Vaticano por la intervención del clero en temas de la gestión publica y, siete años después, termina aliándose con Lidia Papaleo para ver de qué forma hacen mierda a Clarín. Un Gobierno que empezó teniendo el apoyo de Movimientos de distintos sectores, y termina con Florencia Peña, Andrea del Boca y Gastón Pauls llenando butacas en actos de Estado. Un Gobierno que arrancó con un Plan de 700 mil viviendas y después de pasar por el Plan Canje de Calefones, termina sin poder aplicar una tarjeta magnética para bondis en 90 días, ni el reparto de decodificadores antes del Mundial de Fútbol.


Hay gente capaz de cualquier cosa por un lugarcito en el Gobierno.


Y son mersas hasta para querer quedar bien. Una cena para PyMES organizada por gente afín al Kirchnerismo, a la que asistieron unos cuantos para seguir ligando licitaciones, otros tantos para que no les caiga la AFIP y algunos porque fueron invitados para devolución de favores, termina siendo una bajada de línea de Carlos Heller, que no sólo hablo una hora y media de corrido, sino que no dio un puto consejo o idea. Dato al margen: precio de cubierto de 1000 pesos. El vino, costaba $15 en el almacen de la esquina. Heller no pudo explicarle a los empresarios cómo hacer para bancar los aumentos de paritarias con la situación tributaria y el quilombo económico. Para él, no sólo no pasa nada, sino que no existen empresas en quiebra. Por cada frigorífico en el que Moreno se mete, hay otros que no pueden bancar más nada y cierran.

A los que se acordaron tarde, bienvenidos al Post Kirchnerismo, el mismo que arrancó hace años. Mientras el resto piensa en cómo llegar al 40%, nosotros ya pensamos en el futuro. 



Minutas:

Allanaron el Ministerio de Economía. Calamaro desmiente que haya denunciado a Boudou por tocar sus temas en actos públicos, aunque no descartaría hacerlo próximamente. Fuentes más confiables aseguran que se debió a la compra irregular de autos de alta gama mediante licitación directa.

Si les causó sorpresa que D´Elía tenga su propia radio, imagínense la que se habrán llevado los de la colectividad croata de San Justo que, luego de pagar una licencia, construir una antena, poner en funcionamiento una radio y hacerse un nombre –pequeño, barrial, pero nombre al fín- un buen día se encuentra con que les tiraron la torre abajo y en la sintonía que les corresponde a ellos se escucha la voz del defensor de la Plaza del Pueblo.

Obligan a Bibiloni a que garpe 4 lucas por día, mientras siga incumpliendo con la limpieza del Riachuelo. Bibiloni está como loco y se siente perseguido. A Picolotti jamás la multaron por venir a laburar sin bañarse, sostuvo, ofuscado.

Montoya vuelve a laburar con Scioli, pero esta vez al frente del Banco Central. Consultadas que fueran algunas fuentes, ninguna pudo precisar datos de si la medida se debe a algún otro préstamo millonario en dólares que Karina Rabolini no puede devolver.

Luciano Gallende, que se hizo conocido por trabajar en Mañanas Informales de Canal 13 y no por ser el hijo del psiquiatra de Magnetto, sostuvo que 678 hace “periodismo de periodistas”. O sea, manifestó públicamente que son terribles botonazos. En la primaria eran los que te alcahueteaba con la seño por hacer lo que ellos querrían hacer pero no le daban las pelotas y en el secundario, era amigo del Preceptor y le chupaba las medias al Rector, acusándote de bardero y, probablemente, drogadicto, peronista o las dos cosas.

El hijo de Moyano mantiene bloqueada las entradas a diversas sucursales de la empresa Rabe por considerar que los empleados de carga y descarga de los corralones están mal encuadrados. Los muchachos de Rabe se quieren cambiar de gremio urgente. Ellos también desean pasarse días haciendo camping, comiendo asado, chupeteando vinos y, obviamente, cobrando el sueldo mientras le rompen las pelotas a algún empresario.

De Narváez sigue cosechando amigos y es probable que para su cumpleaños lo saluden sólo los hijos y la mujer. Ahora se reunió a solas con Felipe Solá y Das Neves y dejó afuera a Duhalde. Quisiera hacer un análisis al respecto, pero entre las tratativas de De Vido con De Narváez, la ruptura de Unión PRO y los tires y aflojes del colorado con Duhalde, a esta altura ni la esposa del empresario debe saber qué tiene en mente.

Finalmente, no quiero terminar el post sin volver a Boudou, a quien habría que armarle un monumento al ganador de la vida. Con un pasado de militancia en la UCeDe y en el CEMA, es el más indicado para coordinar la Juventud Kirchnerista, representada por Juan Cabandié, un buen pibe que de Perón sabe que era el marido de Evita Montonera y que tiene una calle paralela a Sarmiento. En una reunión en la Provincia de Buenos Aires en la que estaba presente Juancito, José Ottavis –que del Gobierno de la Ciudad se llevó hasta las toallas descartables del baño- y Mariano Recalde –el fenómeno al frente de Aerolíneas Argentinas- tuvo un ataque maradoniano y en medio de un brote sincericida, dijo atrévanse a soñar, no se pongan límites. Mírenme a mí, a los 50 años ministro de Economía y toda una vida dedicada a la noche. Si no era ministro, hubiera sido escribano o auditor y a esta altura estaba preso. Y juro que no es joda. Un capo total.



Miércoles. Esto no da para más.